XX Domingo durante el año: ¡grande es tu fe!

Hablaba con alguien hace un tiempo y me contaba de varios problemas que tenía con los hijos. Al mismo tiempo me aseguraba que no se daba por vencido. Que confiaba en la Misericordia de Dios y que sabía que tarde o temprano los muchachos entrarían en razón. Cuánto sufrimos los padres y las madres por nuestros hijos y nietos. Dios lo sabe.

XX Domingo durante el año: ¡grande es tu fe!

El Evangelio de hoy (Mateo 15, 21-28) nos presenta esta madre que no se da por vencida. Una mujer con una fe que inspira.

Y tú, cuantas veces, quizás al borde de la desesperación, le has dicho al Señor: «Ten compasión de mí» (v 22). Cuando nos hemos caído y hemos sentido todo el peso de la cruz sobre nuestras espaldas, de rodillas decimos: «Señor, socórreme» (v 25).

El Señor te invita a entregarle tus problemas. Tantas situaciones que se presentan, no hay que hacer la lista, la conocemos bien. Jesús quiere que te acerques con humildad y confianza y le digas: Señor necesito de ti. Señor ven a mi vida y la de mi familia. Señor, no me dejes caer. Señor restaura mi corazón. ¡Señor, te amo!

Él te responderá: «qué grande es tu fe: que se cumpla lo que deseas» (v 28).

¡Adelante con fe!

Diácono Richie

Comentarios

  1. AMÉN.

    PEDRO ARSENIO LAVARREDA ANLÉU.

Tienes algo que decir

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos.

facebook Sigue nuestro grupo de oración en Facebook.

Apuntes del camino es nuestro weblog o bitácora, donde presentamos pequeñas reflexiones sobre los temas cotidianos que encontramos a lo largo de nuestra peregrinación...

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos... Lo único que te pedimos es que lo hagas con respeto y caridad, según los valores del Evangelio...

Para dejar tu petición de oración visítanos en

Oremos juntos

«Como la cierva sedienta busca las corrientes de agua, así mi alma suspira por ti, mi Dios. Mi alma tiene sed de Dios, del Dios vivo» (Salmo 42, 2-3)...

Recibe nuestros artículos por email...

Subscríbete a nuestro blog y recibirás una notificación cada vez que publiquemos un nuevo artículo.

Join 7,669 other subscribers

Enlaces recomendados