Oración de Padre Pío al Sagrado Corazón

Esta hermosa oración al Sagrado Corazón de Jesús era una de las oraciones preferidas de San Pío de Pietrelcina (Padre Pío). Se cuenta que la rezaba todos los días por las intenciones que le pedían.

¡Oh, Jesús mío!, que dijiste:

“En verdad les digo, pidan y se les dará, busquen y encontrarán, llamen y se les abrirá.”

He aquí que yo llamo, yo busco, y yo pido la gracia (mencionar la gracia o el favor que se desea pedir).

Padrenuestro, Avemaría y Gloria
Sagrado Corazón de Jesús, en Ti confío.

 

¡Oh, Jesús mío!, que dijiste:

“En verdad les digo, todo lo que pidáis a mi Padre en mi Nombre, Él se lo concederá.”

He ahí que yo, al Padre Eterno y en tu Nombre, le pido la gracia…

Padrenuestro, Avemaría y Gloria
Sagrado Corazón de Jesús, en Ti confío.

 

¡Oh, Jesús mío!, que dijiste:

“En verdad les digo, pasarán los cielos y la tierra pero mis palabras no pasarán jamás.”

He ahí que yo, confiando en la infalibilidad de tus santas palabras, pido la gracia…

Padrenuestro, Avemaría y Gloria
Sagrado Corazón de Jesús, en Ti confío.

 

¡Oh Sagrado Corazón de Jesús!, al cual le es imposible no sentir compasión por los infelices, ten piedad de nosotros, pobres pecadores, y concédenos las gracias que pedimos por medio del Inmaculado Corazón de María, nuestra tierna Madre.

San José, padre adoptivo del Sagrado Corazón de Jesús, ruega por nosotros. Amén.

Tienes algo que decir

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos.

facebook Sigue nuestro grupo de oración en Facebook.

Apuntes del camino es nuestro weblog o bitácora, donde presentamos pequeñas reflexiones sobre los temas cotidianos que encontramos a lo largo de nuestra peregrinación...

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos... Lo único que te pedimos es que lo hagas con respeto y caridad, según los valores del Evangelio...

Para dejar tu petición de oración visítanos en

Oremos juntos

«Como la cierva sedienta busca las corrientes de agua, así mi alma suspira por ti, mi Dios. Mi alma tiene sed de Dios, del Dios vivo» (Salmo 42, 2-3)...

Recibe nuestros artículos por email...

Subscríbete a nuestro blog y recibirás una notificación cada vez que publiquemos un nuevo artículo.

Join 7,655 other subscribers

Enlaces recomendados