Domingo XXII durante el año: niégate a ti mismo, carga con tu cruz y sígueme

El domingo pasado, Pedro, por inspiración divina, contestó desde su corazón quién era Jesús. Pedro en realidad lo fue descubriendo poco a poco.

Domingo XXII durante el año: niégate a ti mismo, carga con tu cruz y sígueme

En el Evangelio de hoy (Mateo 16, 21-27) Jesús lo reprende. Pedro de seguro tuvo buenas intenciones, pero las tentaciones están ahí y nos van a hacer caer. Creo que todos tenemos algo de Pedro.

Hoy el Señor nos da algunas recomendaciones para que conozcamos “Su modo de pensar”:  «… que se niegue a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga.» «Si uno quiere salvar su vida, la perderá; pero el que la pierda por mí la encontrará.» «¿De qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero, si arruina su vida?» (v 24-26).

Palabras fuertes y profundas de Jesús. Recuerdo tantas veces que he estado frente al Santísimo pidiéndole al Señor, rogándole, implorándole, con lágrimas en los ojos. Para después comprender que Jesús tenía un mejor plan para mí. Todos pasamos por momentos difíciles y Él siempre ha estado con nosotros, aunque no lo veamos.

Estos versículos me hacen enfocar en el amor tan grande que Dios me tiene a mí y a mi familia. El llamado hoy es a buscarlo: «Mi alma está sedienta de ti» (Salmo 62,2).

Acércate al Sagrario y dile: «Me sedujiste, Señor, y me dejé seducir» (Jeremías 20,7).

¡Te amo Jesús!

¡Adelante con fe!

Diácono Richie

Tienes algo que decir

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos.

facebook Sigue nuestro grupo de oración en Facebook.

Apuntes del camino es nuestro weblog o bitácora, donde presentamos pequeñas reflexiones sobre los temas cotidianos que encontramos a lo largo de nuestra peregrinación...

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos... Lo único que te pedimos es que lo hagas con respeto y caridad, según los valores del Evangelio...

Para dejar tu petición de oración visítanos en

Oremos juntos

«Como la cierva sedienta busca las corrientes de agua, así mi alma suspira por ti, mi Dios. Mi alma tiene sed de Dios, del Dios vivo» (Salmo 42, 2-3)...

Recibe nuestros artículos por email...

Subscríbete a nuestro blog y recibirás una notificación cada vez que publiquemos un nuevo artículo.

Join 7,669 other subscribers

Enlaces recomendados