La alegría del perdón | Introducción

Durante algunas semanas estuvimos compartiendo con ustedes uno de los libros del Padre Ángel Peña: “La oración del corazón”. Cuando nos acercábamos al final de las publicaciones, muchas personas, especialmente a través de la página de Facebook, nos pidieron que no dejáramos de compartir estas enseñanzas. Así que después de unas mini-vacaciones queremos comenzar a compartir otro de los libros de Padre Ángel. Esperamos que éste también sea de mucho provecho y mucha bendición para ustedes.

Escogí este libro específico porque creo que uno de los grandes problemas de nuestra sociedad es la falta de perdón. Como he comentado otras veces, la falta de perdón es como un cáncer que nos va comiendo por dentro, secando nuestra alma y apartándonos de Dios. Por eso es tan importante perdonar. Este libro me gusta mucho porque además de enseñarnos los fundamentos y presentarnos algunos testimonios (ese es el estilo de Padre Ángel), tiene una segunda parte con oraciones y ejercicios que nos van a ayudar a llevar a cabo lo que se nos enseña.

La alegría del perdón

Bueno, no los entretengo más con mi plática, los dejo con el Padre Ángel y su libro,

La alegría del perdón

Queremos tratar en este libro el tema de la liberación del odio por el perdón. Evidentemente, es un tema muy amplio, que no podremos tocar en toda su amplitud; pero, al menos, intentaremos decir algo sobre el perdonar a los que nos han hecho daño. Porque el odio es un veneno que no nos deja vivir en paz. Por eso, es tan importante perdonar para vivir tranquilos. Perdonar es amar. Perdonar es sanar. Perdonar es liberarse del peso insoportable del odio y del rencor.

También es importante perdonarnos a nosotros mismos de los errores y pecados cometidos y aceptarnos tal como somos, pues así nos quiere y nos ama el mismo Dios. Y, si alguien cree que Dios tiene la culpa de sus males, deberá también, en cierto sentido, perdonar a Dios y reconciliarse con Él.

Si tú eres uno de los que están todavía oprimidos por el resentimiento o por el deseo de venganza, este libro es para ti. Y, si conoces a alguien que está sufriendo por no poder perdonar, dale a leer este libro y dile que Dios, como un Padre amoroso, lo está esperando para liberarlo y hacerle sentir su amor; porque si no perdona, él mismo se está destruyendo. El perdón, libera; el amor, sana; pero el odio, enferma y destruye. Por eso, date a ti mismo la alegría del perdón o la alegría de hacer que alguien pueda perdonar y amar en lugar de odiar.

“Donde no hay amor, sembrad amor y recogeréis amor”
–San Juan de la Cruz


Del libro “La alegría del perdón”, por el Padre Ángel Peña… puede descargar este y otros de sus libros en autorescatolicos.org/angelpena

Comentarios

  1. Si no perdonamos ¿podemos esperar perdón? Y ¿Si quiero la Vida junto a Dios, mi Padre; Como puede ser mi encuentro con otro a quien no perdoné? ¿Donde queda el AMOR que es uno solo y todo lo unifica ?

  2. Amigos mios yo perdono atodos los que me han injuriado y todo el mal que me han hecho yomles perdono y solo quiero que Dios me perdone amí todo lo mal que he hecho en mi vida y me lleve ala gloria heterna en un rinconcito del cielo.
    Tambien pido anuestro Padre que en nombre de Jesus me conceda las dos peticiones que yo le hago me devuelvan mi casa y mi salud perdida , sies de su voluntad si fuera posible.
    Recibir un abrazo con la ayuda de Jesus AMEN

    Jose Cesar

Tienes algo que decir

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos.

facebook Sigue nuestro grupo de oración en Facebook.

Apuntes del camino es nuestro weblog o bitácora, donde presentamos pequeñas reflexiones sobre los temas cotidianos que encontramos a lo largo de nuestra peregrinación...

Te invitamos a comentar, aportar, sugerir, elogiar, objetar, refutar... sobre los temas y artículos que aquí presentamos... Lo único que te pedimos es que lo hagas con respeto y caridad, según los valores del Evangelio...

Para dejar tu petición de oración visítanos en

Oremos juntos

«Como la cierva sedienta busca las corrientes de agua, así mi alma suspira por ti, mi Dios. Mi alma tiene sed de Dios, del Dios vivo» (Salmo 42, 2-3)...

Recibe nuestros artículos por email...

Subscríbete a nuestro blog y recibirás una notificación cada vez que publiquemos un nuevo artículo.

Join 7,610 other subscribers

Enlaces recomendados